Menú Cerrar

Bryan González Mena

Se visualiza un hombre adulto que viste sombrero en color blanco, una camisa de manga corta con rayas negras, un pantalón de mezclilla y un delantal sujetado en su cadera. Detrás de él, caminan dos bueyes color café unidos por un yugo, así como cuatro personas. En el fondo de la imagen, se observa naturaleza en color verde.

Bryan González es uno de los boyeros más jóvenes, pues tiene 28 años de edad. Nació en San Carlos y vive en Venecia. Se dedica a la ganadería y al boyeo y diariamente se encarga de la alimentación y el cuido del ganado. Gracias al legado de su padre y a su yunta, también riega el herbicida y abona la tierra. Para este boyero, trabajar con bueyes requiere de una conexión especial en la que ambas partes, dueño y buey, se entiendan recíprocamente.

Le satisface ver el proceso de la crianza y aprendizaje de los bueyes: desde pasar de unos animales chúcaros hasta una yunta bien formada y lista para el trabajo. Desde pequeño aprendió que es fundamental conocer el tratamiento que se da a los bueyes, pues, en una ocasión, un buey asustado prensó a su padre contra un poste de una cerca. Si bien en ese momento él no supo qué hacer, ahora lo llena de gran satisfacción identificar el comportamientos de los bueyes, adquirir experiencia en el tratamiento y aprender algo nuevo sobre el boyeo cada día. 

Este joven boyero y coleccionista de yugos espera transmitir su conocimiento a las futuras generaciones con la intención de mantener viva la tradición del boyeo. Para concluir, Bryan enfatiza en el legado de sus antepasados: “Nosotros (los boyeros más jóvenes) somos aprendices de los boyeros mayores, nos dedicamos a ejercer el conocimiento legado”.

Biografía narrada